domingo, 27 de abril de 2008

Mala noche

Covi está en la cama, durmiendo apaciblemente. Blaky, la cocker spaniel, merodea la casa en busca de su hueso de trapo, que a veces me trae a modo de palo para que se lo vuelva a lanzar. Aparte de ellas dos no hay nadie más en la casa que yo y... los malditos espíritus que me vienen a perturbar el sueño y la noche.

Un compañero del trabajo me ha prestado Dvd's y libros sobre magia negra, vudú, vampiros y cosas por el estilo. Le dije que era para recopilar información acerca de las artes ocultas, así por encima, de soslayo. He visto los videos y no están mal del todo. Lo que más me impactó fue la imagen del brujo cuando alzó la mirada y clavó sus ojos contra los míos. En un principio me reí, sí; lo pasé a guasa. Pero llevo dos noche que no duermo bien porque se me aparece la cara del mismo brujo, moviendo su cuerpo con frenesí y martilleando el aire con una especie de pequeño tótem lleno de plulmas. En el sueño salgo yo, sentado en una silla, con una máquina de escribir delante de mí y la última página de algo que nunca puedo terminar de hacer. Sé que es la última página porque lo presiento pero no puedo avanzar, terminar lo que se supone que había empezado, y con la hoja frente mis ojos, en blanco; el maldito blanco que tanto teme el escritor.

He pasado mala noche. Para olvidarme de ello nos vamos a ir a comer a casa de mi hermano. Hoy cocino yo, que extraño. Unos canapés de primero y pollo al chocolate de segundo. A ver qué tal les sienta...

3 comentarios:

Indi dijo...

He entrado tres veces a leer tu entrada...inquietante. El sueño, y los espíritus, todo inquietante. espero que el pollo al chocolate haya dispersado a los fantasmas.

¿Que libros te han pasado?

Keka dijo...

Con esa digestión seguro que te quita todo ese malesatar y sentar sentará bien.

Indi dijo...

que no pregunte??? a ver..tú andestabas y en que estado has regresado allende donde quiera questuvieras ¿eh?

Al obispo...al obispo le pregunté si creía en OVNis y/o vida alienígena, eso entre otras lindezas.
Me respondió como si en lugar de obispo fuera un alcalde...que ni sí ni no sino todo lo contrario, ya sabes.

Me alegro de reverte por estos lares. besosssssssss ;)